Dios le bendiga

…Le saludamos con amor fraterno en Cristo y agradecemos su visita esperando haga de este lugar uno de sus favoritos.   Dando alabanzas al Señor por su infinita gracia quien me permitió fundar el Ministerio La Gloria Es De Dios sirviendo a personas, comunidades y entidades por décadas en aspecto espiritual así como social.

…Dios a ensanchado nuestro alcanzase permitiendo un Canal de Radio y TV transmitiendo música cristiana a partir de las 7:00 de la mañana hasta las 5:00 de la tarde, en adición a Palabra de sana doctrina por medio de video-mensajes con programación variada.

Puede visitar el sitio ministerial oficial en:  www.ministeriolagloriaesdediosint.org

…Sintonice el Canal La Gloria Es De Dios para hacerle compañía durante su jornada diaria en:

www.ministeriotv.com/channel/view/tv-152

 

 

Anuncios

Ayudantes en oración

Pablo estaba tan consciente de su necesidad por las oraciones de los santos,

que rogaba por “ayudantes en oración” por todas partes. Le rogó a los

romanos: “Pero os ruego, hermanos, por nuestro Señor Jesucristo y por el

amor del Espíritu, que me ayudéis orando por mí a Dios, para que sea

librado” (Romanos 15:30-31). Y le pidió a los tesalonicenses: “Hermanos,

orad por nosotros.” (1 Tesalonicenses 5:25).

En griego, la palabra “ayudéis” aquí significa “luchar conmigo como

compañero en oración; pelear por mí en oración”. Pablo no estaba pidiendo

una mención rápida ante el trono. Él estaba rogando: “Pelea por mí en

oración, Haz batalla espiritual tanto por mí, como por la causa del

evangelio.”

AyudantesdeOración

Cuando Pablo estaba en la prisión, listo para entregar su vida, les rogó a

los filipenses que oraran por él: “Porque sé que por vuestra oración y la

suministración del Espíritu de Jesucristo, esto resultará en mi

liberación” (Filipenses 1:19). Pablo sabía que era un hombre fichado, que

las huestes de Satanás estaban empeñadas en destruirlo, y así es con cada

verdadero ministro del evangelio. Cada pastor, predicador y evangelista

necesita ayudantes en oración que intercedan por él continuamente.

Por:  David Wilkerson

Enviado por Hno. Mario Caballero